¿En qué consiste la Ley de Enjuiciamiento Criminal?

La Ley de Enjuiciamiento Criminal es aquella encargada de regular las diferentes actuaciones judiciales en material penal que se realizan en España.

En ella se encuentran reguladas todas y cada una de las actuaciones de cualquier proceso penal, desde las competencias de los jueces y los tribunales en materia penal hasta recursos frente a autoridades administrativas, pasando por los emplazamientos, los procedimientos de citaciones, los derechos de la justicia gratuita, los derechos de defensa, traducción e interpretación, el desarrollo de la vista oral, los suplicatorios, los mandamientos, las sentencias, los recursos, y un largo etcétera de procesos.

Esta ley fue promulgada en virtud del Real Decreto de 22 de junio de 1882, recibiendo en el año 2015 su última reforma, la cual no estuvo exenta de polémica por algunos de sus principales cambios.

Entre estos cambios figuraban, entre otros, los siguientes:

  • Desaparece la figura de «imputado» para pasar a denominarse «investigado».
  • Cambios en las restricciones para la difusión de vídeos e imágenes de detenidos en los medios de comunicación.
  • Las escuchas policiales necesitan, dentro de una investigación, de autorización judicial.
  • En una investigación encubierta, el juez competente puede autorizar que se obtengan imágenes y grabación de las conversaciones con el investigado, aunque esta tengan que ver en el interior de un domicilio.
  • La Policía puede hacer uso de troyano o malware para controlar la actividad informático de una persona sospechosa.

Estructura de la Ley de Enjuiciamiento Criminal

La Ley de Enjuiciamiento Criminal se encuentra distribuida en 7 libros diferentes, cada uno de ellos con diferente número de títulos, que a su vez se dividen en capítulos y artículos. Además, se le deben sumar las Disposiciones adicionales y las Disposiciones finales.

De esta manera, la LECrim se encuentra estructurada de la siguiente manera:

  • Libro I. Disposiciones generales. (13 títulos)
  • Libro II. Del sumario (12 títulos)
  • Libro III. Disposiciones generales (13 títulos).
  • Libro IV. De los procedimientos especiales (7 títulos)
  • Libro V. De los recursos de casación y revisión (2 títulos)
  • Libro VI. Del procedimiento para el juicio sobre faltas (2 títulos)
  • Libro VII. Trata la ejecución de sentencias (no está subdividida en títulos).

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *